Alces, Reykjavik

 

 

INTERIOR A

Todos hablan de Uccello pero no es Uccello. Él es también 
efecto doppler.
Lo supe al refilarlo en este bloque del Ártico. 
Él es un doble de su doble. No está en la imagen bizantina 
de las tundras. Hoy lo tallé por la mañana junto a tantas 
verdades, ¿cierto?

Un chico en cuclillas infla una bolsa gris infla una vela gris y es un oleaje.

INTERIOR E

Liebres y galletas chinas, 
plagas en la Australia del pensar. Esto es Reykjavik, ¿dijimos? 
Raya en el suelo tus amnesias: rayuela sin lactosa. 
El tránsito de luces congela unas palabras. Pasan 
las amígdalas
bien amarradas. — Abre tu suerte, muerde la harina 
predilecta: la noche es amplio mar en tu escafandra 
el viento es la señal de que respira el cielo, cielo primo, 
interferido
por la ausencia
de rumbos.
— Me gradué de terapia en los trapecios. 
— Olvidé ser humano en la caída. 
— Olvidé tu conciencia en la caída. 
— La tiré a otros feudos hiperventilados.

Liebres cazadas liebres con rifles liebres 
bajo el mar, lamas en el ancla de la vida 
— qué termino tan adictivo, ¿alguien ya logró sintetizarlo?

INTERIOR B

Los amantes recordaron la falacia de aquel
Oskar Mazerath:
las anguilas repulsivas en el mar del Norte.
Sobre el mar del Norte, sin pensarlo, escribieron un cráneo 
hecho de espuma y de semen.
No les contestaron vía carta:
El amor, anguila pegajosa
que escurre de las manos
y fría se trincha en los almuerzos.

INTERIOR C

Error 403: Forbidden.
Error 403: Forbidden.
Error 403: Forbidden.

(Huelga de los ángeles de guarda,
la tranquilidad es pago por evento.
Es que se nos acabaron las historias,
constelaciones hundidas en el crack nebuloso.

A dormir: apaga tu mechero con una grosería.
Cuelga el frac de sujeto en el placard. El hombre del D ya va
a la cama, será un plano color de los cuadros de Hockney:
una piscina que es un cielo que es un golpe de azuleyaculante.
Cuando regrese la familia él fingirá su sueño: el cetáceo ha migrado.

Un bloque se deshiela en la azotea.
En el C hierve un zoo de estaño.

Parodia de la angustia en pago por evento.
Safari por el río de la sordera, en pago por evento.

Es que se nos acabaron las historias,
el Diazepam tal cervatillo sobre la ciudad sabana,
nadie se baña dos veces en el mismo ruido)

-Daniel Bencomo

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*